Etiquetas

, , , , , , , ,

De joven me encantaba ver fotografías de edificios descomunalmente grandes, de geometrías diabólicamente complejas y estructuras que parecen imposibles de sostenerse. Alucinaba con los rascacielos y su construcción. Me deslumbraba la hermosura de las nuevas casas de campo, rodeadas de naturaleza… Y ante tal maravilla me decía a mí mismo que alguien que había creado tanta belleza debía de tener un gusto exquisito para todo. Y me imaginaba una mujer con un vestido elegante y unas gafas de pasta, o un hombre con americana entallada y zapatos de punta, peinando con su mano sus cabellos perfectamente cortados…

He de reconocer que todo aquello que me fascinó desde entonces fue mi motor más importante durante años y se convirtió en mi meta de futuro.

A día de hoy, arquitecto ya de profesión, debo confesar que el panorama actual todavía dista bastante de la imagen que en mi cabeza se formó durante mi juventud. Si bien se siguen proyectando edificios muy interesantes y hermosos, sus diseñadores brillan más por la genialidad de sus ideas que por su forma de vestir –sin ofender a aquellos que desde su humilde glamour particular ya contribuyen a la buena fama de este colectivo-.

Repasemos pues lo que todo arquitecto debería tener en su armario para lucirlo en su día a día.

Jersey y cárdigan. Originalmente de invierno, el jersey ha sufrido múltiples mejoras que lo convierte en prenda versátil y prolonga su uso prácticamente hasta el verano. De cuello de pico, en “V”, redondo,… siempre aportará un toque de elegancia a vuestro look.

Pero hay una prenda con cada vez más adeptos. El cárdigan. De punto liso y lana combina perfectamente con camisa o camiseta de vestir y resulta muy elegante luciendo corbata y abrigo en la época de más frío.

 jersey y cardigan

Zapatos de cordón. El mercado está plagado de calzados que imitan otros calzados, incluso de calzados que imitan calzados que imitan  otros calzados. Todo ello un despropósito en mi opinión. Nunca habrá nada más elegante que el clásico zapato de cordón que, con sus infinitas variaciones, dirán mucho de vosotros.

 zapatos de cordón

Abrigo tres cuartos. A caballo entre el clásico abrigo largo de caballero y las modernas pero informales prendas actuales, el abrigo tres cuartos vuelve a la carga y representa un artículo más que imprescindible por su porte distinguido pero sin perderse en el pasado, sus múltiples variaciones, juegos de botones, solapas y demás detalles y sus colores.

 abrigo tres cuartos

Pantalón chino. En el top 3 de popularidad, sólo por detrás del pantalón vaquero, encontramos el pantalón chino. Combinación perfecta de elegancia y sport, de corte recto o entallado, de múltiples colores,… es una prenda sencilla a la que sacar mucho partido.

 pantalón chino

Camisa. Tal vez la prenda por excelencia de todo el outfit. De algodón, seda o sintéticas, lisas o estampadas, de corte regular o Slim, para llevar con gemelos,… infinidad de posibilidades en combinación con el resto de prendas y complementos. La camisa marca la diferencia entre el look formal y el casual y nunca debe faltar en el armario de todo arquitecto. Su buen uso puede asegurarnos una buena opinión de nosotros; una mala decisión, la desaprobación social.

 camisas

De reunión, de visita de obra o a una exposición. Con maletín, carpeta o tubo portaplanos. No hay excusa para vestir bien en nuestro oficio, y más cuando detrás de cada proyecto hay también una imagen que vender.

Anuncios